La Historia

Carita de Ángel es una tierna historia infantil que se desarrolla en la Ciudad de México en la época actual. La protagonista es Dulce María, una simpática niña de cinco años de edad quien, tras la muerte de su mamá, es internada en el colegio "Reina de América" por su padre Luciano debido a que se encuentra sumido en una profunda depresión y decide hacer un largo viaje a Europa para tratar de olvidar el dolor que le produjo el fallecimiento de su amada esposa Angélica, con la certeza de que nadie cuidará mejor a su hija que las monjas del colegio.

Dulce María difícilmente puede sentirse sola. Con frecuencia recibe la visita de su tía Estefanía (a la que llama cariñosamente "Tía Pelucas"). Las monjas del colegio sienten un especial afecto por ella debido a que les inspira una gran ternura. Sin embargo, Dulce María encuentra su principal apoyo en las hermanas Cecilia y Fortunata, quienes suelen encubrir las graciosas travesuras de la pequeña para evitar que le llamen la atención.

A pesar de estar rodeada de tanta gente, Dulce María continúa manteniendo presente el recuerdo de su madre. Con frecuencia acude a una habitación del colegio conocida como "el cuartito viejo", donde imaginariamente se reúne con su mamá para escuchar sus cuentos y buscar consejo.

Dulce María es un ser lleno de amor y buena voluntad hacia sus semejantes. Comparte sueños, juegos, esperanzas y travesuras con sus compañeras del colegio y con toda la gente que forma parte de su vida, resolviendo los más variados conflictos con la chispa y la ternura que la caracterizan.